Turquía

“Los extremistas están diciendo que nosotros, los cristianos, somos responsables de que otros musulmanes se vuelvan a Cristo, que nuestro tiempo ha terminado y que Alá les dará nuestras cabezas.” Cristiana turca

El 15 de julio de 2016 la situación en el país cambió drásticamente al fracasar un golpe de estado contra el presidente Erdogan. La reacción del gobierno fue tan radical que el país se ha convertido en una dictadura que afecta a todos los aspectos de la sociedad.

A consecuencia de las nuevas y estrictas políticas gubernamentales, ha aumentado el nivel de intolerancia contra cualquiera que no esté del lado de Erdogan y la pequeña minoría cristiana se enfrentará a una mayor presión, lo que redundará cada vez más en incidentes violentos. Es posible que esta tendencia continúe. Las comunidades de cristianos expatriados o migrantes existen en las ciudades grandes y la mayoría no están registradas ni reconocidas, a menos que se reúnan en edificios eclesiales históricos. Pueden funcionar tranquilamente, excepto si atraen a ciudadanos turcos o refugiados musulmanes. Las comunidades cristianas históricas son consideradas sin excepción “extranjeras”, se las vigila regularmente y están sujetas a ciertos controles por parte del gobierno

 
Pedidos de oración

  • Ore por aquellos que son etiquetados y tratados como traidores después de abrazar la fe cristiana.
  • Interceda para que Dios permita que aquellos cuyas vidas están amenazadas, coloquen toda su esperanza y confianza en Él.
  • Oremos para que los cristianos convertidos del Islam para que ellos puedan ministrar amablemente a sus familias.