¿Cómo se da la persecución en Libia?

El país es una "tierra sin ley", lo que aumenta el nivel de presión sobre los cristianos en todas las esferas de sus vida
¿Cómo se da la persecución en Libia? Ora por Libia, que ocupa la posición 4 en la Lista Mundial de la Persecución 2019

Libia es el país más cerrado al evangelio del Norte de África y ocupa la posición 4 en la Lista Mundial de la Persecución 2019, detrás sólo de Corea del Norte, Afganistán y Somalia. Los principales tipos de persecución que operan en el país son: opresión islámica, antagonismo étnico, corrupción y crimen organizado.

Desde la caída del presidente Gaddafi en 2011, varios grupos radicales islámicos han ganado influencia y control sobre la sociedad, generando una opresión islámica más fuerte. En su modo de pensar, no hay lugar para el cristianismo. Así, tanto convertidos a Cristo como migrantes cristianos del África subsahariana están en riesgo. En general, la sociedad no apoya a los cristianos. El antagonismo étnico se manifiesta por el hecho de que la sociedad libia es conservadora y tribal. Por eso, los inmigrantes subsaharianos son discriminados y la conversión del islam al cristianismo no es vista solamente como una traición al islam, sino también a la familia y a la tribu. Algunos grupos militantes actúan como grupos criminales organizados al involucrarse en el tráfico de personas y otras actividades criminales. Hay informes de que los migrantes cristianos del África subsahariana son especialmente maltratados.

En este contexto, los grupos militantes islámicos son la principal fuente de persecución en Libia, donde los cristianos son una minoría muy pequeña. La mayoría de ellos son extranjeros subsaharianos en busca de empleo o de medios de alcanzar Europa, atravesando el Mediterráneo. La presión social y la persecución por los familiares también son desafíos que los aproximadamente 150 cristianos ex musulmanes nativos enfrentan. El estado de anarquía y guerra civil empeora aún más la situación para los cristianos, pues crea un ambiente de impunidad, en el que militantes islámicos pueden atacar a cristianos sin miedo a sufrir ninguna consecuencia por ello.

Formas de persecución

Las personas comunes que aceptan interpretaciones intolerantes y extremistas del islam también contribuyen con la persecución de los cristianos, especialmente en las esferas de la vida privada, familiar y comunitaria. Los cristianos ex musulmanes enfrentan el mayor peligro entre los miembros de la propia familia, que consideran la conversión una traición, que trae deshonra a la familia y al clan. En cuanto a los inmigrantes, pueden ser secuestrados por grupos criminales a cambio de rescate; muchos de ellos se venden como esclavos y muchas mujeres enfrentan acoso y abuso sexual.

A pesar del contexto opresor, los trabajadores migrantes tienen permiso para tener sus iglesias, pero ningún libio puede frecuentarlas. Así, los cristianos extranjeros disfrutan de cierta libertad, mientras africanos nativos no árabes enfrentan persecución doble: racial y religiosa.

La forma de persecución que más afecta a las mujeres y las niñas es el acoso y el abuso sexual. Además del dolor físico y emocional que ese tipo de ataque causa en las víctimas, el trauma causado a la familia, amigos y comunidad cristiana es muy alto. En cuanto a los hombres, trabajo forzado y algunas formas de esclavitud son manifestaciones comunes de la persecución que enfrentan. Otras expresiones de persecución contra los hombres son agresión física y tortura. Todas estas informaciones ponen de manifiesto la necesidad de oración y actuación en favor de la Iglesia Perseguida de Libia. Ora por Libia.

Lee más
Ora por la Iglesia Perseguida
La realidad de la persecución en Libia
¿Qué son esferas de vida? Entiende la Lista Mundial de la Persecución