¿CÓMO EL EVANGELIO DE JESUSCRISTO LLEGA A LUGARES DISTANTES COMO LAOS?

Uno de los instrumentos usados por Dios es Beun, un evangelista que habló de Jesús incluso en la cárcel
¿CÓMO EL EVANGELIO DE JESUSCRISTO LLEGA A LUGARES DISTANTES COMO LAOS? Después del culto, los hermanos oran unos por otros en la iglesia que ahora cuenta con 50 miembros

Hace aproximadamente un año, Puertas Abiertas conoció a Beun*, un cristiano y evangelista de Laos. En 2016, él fue arrestado durante cinco meses por hablar públicamente de Jesús. Sin embargo, esto no fue motivo suficiente para que él dejase de evangelizar. Desde que salió de la cárcel, Puertas Abiertas lo apoya financieramente. Incluso, le ayudó a construir su casa y un centro de discipulado. También lo ayudamos a comenzar una plantación de champiñones para que tanto él como su equipo pudieran tener su propio medio de subsistencia y sustento mientras predican el evangelio en Laos. Beun también pasó por un taller de preparación para los tiempos de persecución ofrecido por Puertas Abiertas.

Nosotros lo visitamos recientemente y, para nuestra alegría, ahora él ministra para unas 50 personas. Participamos de un culto en la iglesia doméstica de Beun, donde muchos dieron testimonio de la grandeza de Dios en sus vida. Nui *, un joven de 25 años, viajó alrededor de una hora de motocicleta para participar de uno de los culto. Él comparte: "Yo acepté a Jesús hace unos días cuando encontré a Beun. A pesar que este lugar está muy lejos de donde vivo, quise venir porque quiero aprender más sobre la Biblia ".

Lina *, una cristiana que se quedó viuda recientemente, agradeció el consuelo y el apoyo que esta iglesia le dio. "Como mi marido murió, ahora yo vivo sola en casa. Me siento sola y triste al mismo tiempo; pero a través de la comunión y de los talleres, me quedo en paz. Le doy gracias a Dios por darme esta comunidad de seguidores de Jesús. (Esta historia continúa).

Ve este video y conoce más sobre la persecución en países como Laos:

* Nombres modificados por seguridad.

Lee más:
La realidad de la persecución en Laos
Coraje para ir
Luna de miel en la cárcel